7.2.10

Arriba en el aire


George Clooney interpreta a un hombre de negocios que se encarga de dar la terrible noticia de ser despedido por aquellos jefes cobardes que no se atrevan a hacerlo, y por ello pasa más de 200 días al año volando y durmiendo en los hoteles de los aeropuertos, por lo tanto su hogar no es una casita en una bonita zona residencial, sino que su hogar son los hoteles, los aeropuertos y los aviones.
Todo marcha bien hasta que entran en su vida súper-organizada dos mujeres, una mujer que es como él, es decir, se dedica a volar, y otra que pretende cambiar su trabajo, de despedir en persona a despedir vía conferencia por ordenador, lo que significa el fin de la pasión del personaje de Clooney, volar.
Así se plantea este película de argumento al más estilo de tragedia griega, en que las situaciones cómicas y abstractas llevan, sin remedio, al fatídico final. Clooney borda el papel de hombre solitario y feliz que se ve superado por su entorno, ya que se enamorará por primera vez, y verá en peligro su trabajo y por lo tanto su vida. Junto a Clooney encontramos a dos actrices que le darán el contrapunto al hombre solitario, una porque se acercará a él, Alex Goran (Vera Farmiga), interpretando un papel sorprendente y perfecto de mujer madura y autónoma, mientras que la otra es todo lo opuesto a Ryan Bingham (Clooney), Natalie Keener (Anna Kendrick), una joven superdotada que tiene pareja y no quiere convertirse en el futuro en algo parecido a Ryan o a Alex. Anna Kendrick, una joven actriz conocida por ser Jessica en la saga de Crepúsculo, pero aquí haciendo un papel mucho más serio e interesante.
Un magnífico guión adaptado de una novela de Walter Kirn, por ello se entiende el premio que obtuvo en los Globos de Oro, y seguramente repetirá premio en los Oscars, unos personajes muy trabajados al igual que los actores que los interpretan, que bordan sus papeles, sobre todo George Clooney con esa mirada de "no se donde estoy", además de una rapidez de la historia que produce que no sea aburrida en ningún momento, además los juegos de cámara y los ángulos le dan un toque de elitismo al film.
Cabe destacar algunas escenas que son perfectas a nivel cómico, véase la conversación por sms que tiene Clooney y Farmiga, y la competencia de tarjetas que tienen ambos personajes.
Personalmente apostaría por ella como ganadora de los Oscars como mejor película, pero En Tierra Hostil, por su argumento y su significado de crítica contra la guerra de Irak, se ve como favorita, como ya apunté en la anterior entrada.
En conclusión una película redonda, para pasar el rato pero también para ver los conflictos sociales que se presentan cuando a una persona le rompen la realidad en la que vive.

Valoración: 4,5/5


Recomendación de la semana: Radio Encubierta (Richard Curtis, 2009)
Años sesenta, el rock esta prohibido en las emisoras británicas, pero las emisoras piratas emitiendo desde barcos no van a permitirlo, como la que nos da el contexto para todo tipo de situaciones cómicas de un grupo de "progres", hippies, rockeros, etc. que se dedican a poner rock y a vivirlo. Un joven es enviado con su tío (Bill Nighy) jefe de la emisora pirata, para ponerse en el buen camino, pero en realidad ese barco será todo lo contrario. La película podría ser descrita como una serie de gags independientes pero que unidos dan una obra maestra de la comedia británica actual.

Valoración: 4/5