31.8.10

Recomendación de la semana: El viaje de Chihiro (Hayao Miyazaki, 2001)


La imaginación de Hayao Miyazaki parece no tener fin. La fantasía y la magia que desbordan sus películas hacen que te transporten a mundos nuevos de color e ilusión. Tras la genial película de "La princesa Mononoke, 1997" y antes de "El castillo ambulante, 2004" nos llega "El viaje de Chihiro", con la que el creador se llevó su reconocimiento ganando un Oscar a la mejor película de animación en 2002 (a parte de muchos otros premios). Chihiro es una niña de 10 años que viaja en coche con sus padres ya que se mudan a otro sitio. Como es natural en una niña de su edad, no le hace mucha gracia mudarse y perder a los amigos que ya tenía. Pero eso pronto se olvidará puesto que su padre decide tomar un atajo por la montaña hasta que se pierden y llegan a una especie de túnel. Una vez que lo cruzan encuentran restaurantes al aire libre típicos japoneses y empiezan a comer. A Chihiro no le hace mucha gracia que se hayan apartado del camino y mucho menos le hará ver que sus padres se han convertido en cerdos (literalmente). A partir de aquí la fantasía empezará a invadir el resto de la película y Chihiro tendrá que buscar la manera de volver a convertir en personas a sus padres. Por suerte contará con la ayuda de Haku, un chico muy simpático que le ayudará a integrarse en ese mundo y sobretodo a evitar a la malvada bruja y dueña de una casa de baños para dioses y espiritus.
Posiblemente parezca una película infantil de estas típicas que hace Disney pero con estilo japonés, nada mas lejos de la realidad. Su trama y la forma en la que están construidos los personajes, los detalles de los escenarios, todo está muy cuidado y da a entender que nada esta ahí por casualidad. Una película de estas que se le pueden dar muchas interpretaciones pero que si no estas abierto a la imaginación lo único que verás es mucho color y movimiento. En definitiva un film que demuestra que las pelis de dibujos animados también pueden ser obras de arte y pueden llegar a emocionar tanto como una de carne y hueso, recomendada para verla en familia.

Valoración: 5/5