31.1.11

Reposiciones: El tormento y el éxtasis (Carol Reed, 1965)

Para aquellos que los libros de arte e historia se le hagan pesados, aquí os traigo, casi des del olvido, la historia de los frescos de la Capilla Sixtina, Carol Reed, uno de los maestros del cine moderno, director de El tercer hombre (1949), nos presenta la extraña relación entre el Papa Julio II y el escultor Miguel Ángel, un hombre de estado y religioso con un artista, en concreto escultor, con una dudosa religiosidad, que los enfrentará, pero que a la larga se convertirá en una extraña amistad mezclada con mucho odio.
El film nos narra toda el proceso creativo de los frescos que decoran la capilla, desde que se contratan los servicios del escultor florentino hasta que la obra culmina, dejándonos el testimonio artístico que hoy podemos disfrutar en Roma. Miguel Ángel es un escultor presionado por el Papa, para que pinte el techo de la Capilla Sixtina, una parte de las reformas que esta llevando a cabo el santo padre en su capital, esta obligación le llevará a una crisis de inspiración, para más tarde terminar una de sus obras maestras.
En uno de sus mejores papeles, a pesar de no ser muy recordado, Charlton Heston es Miguel Ángel, y Rex Harrison interpreta al Papa Julio II, creando una química espectacular que se ve plasmada en la pantalla, 
Película impresionante y apasionante, que peca un poco de lentitud pero que el resultado final es un gran film, una obra cúspide en el género histórico que nos permitirá ver la historia de una obra clave del arte renacentista, además de aproximarnos a las políticas expansionistas de uno de los papas más beligerantes de la historia del Vaticano.

Valoración: 4/5