13.9.11

Jane Eyre, una lucha por ser feliz

Este año se estrena en los cines una nueva versión de la novela escrita por Charlotte Brontë en 1847, titulada Jane Eyre
Esta gran obra literaria ha sido llevaba a los cines, en multitud de ocasiones, y cada director ha dado su visión del libro. La historia escrita por Charlotte Brontë nos cuenta la vida de Jane Eyre, una joven del siglo XIX. La historia es narrada por nuestra joven protagonista que a los 10 años de edad está en custodia de su tía política, la señora Reed. Jane no ha conocido sino humillaciones y maltratos por parte de todos en la suntuosa mansión, Gateshead Hall, pero cuando Jane empieza a cuestionar la injusticia con que se le trata, y a rebelarse contra ella, es enviada a una lúgubre escuela para niñas, Lowood. El afán del señor Brocklehurst, el tesorero, de convertir a las niñas en mujeres “resistentes, pacientes y abnegadas”, justifica para él el hambre y el frío que sufren en el lugar. Cuando Jane es mayor publica en el periódico un anuncio de sus servicios como institutriz privada. Su propuesta es aceptada por la señora Fairfax ama de llaves de Thornfield. Jane está ahí para ser la institutriz de Adèle Varens, niña de unos 8 años, custodia del señor Rochester, dueño de la mansión y quien sólo visita la propiedad de vez en cuando. La primera vez que Jane recorre la casa acompañada por la señora Fairfax, escucha en el tercer piso una risa trágica y sobrenatural, de la cual la señora Fairfax acusa a una empleada, Grace Poole. Jane comprende que hay un secreto en Thornfield…y hasta aquí puedo leer. 
La adaptación del director, Cary Fukunaga, no deja de ser otra visión de un clásico, y como tal, puede que no guste a la gente, como es mi caso. Personalmente pienso que el film es demasiado oscuro, con poco sentimiento y sobretodo demasiado escueto, ya que se han recortado muchas tramas que son importantes para entender la relación entre los dos protagonistas. Cierto es que es muy difícil reflejar un libro de 656 páginas en 2 horas de film, pero otras adaptaciones cuentan mejor la historia, a mi modo de ver. No es que se cuente mal pero sí que se explica de forma incompleta, puesto que si te riges solo por lo que la película cuenta, no se entienden muchas cosas, como la relación entre los protagonistas o quien es la señora Poole. 
Por lo tanto, y dicho todo esto recomiendo esta película a quienes les interese ver un clásico del siglo XIX en el siglo XXI, pero aviso que no esperen mucho de ella. Aquellas personas a las que les guste este tipo de literatura, decirles que Charlotte Brontë es la hermana mayor de tres, y que las tres fueron grandes escritoras de su época. Charlotte Brontë autora de Jane Eyre, Emily Brontë autora de Cumbres borrascosas, y Anne Brontë autora de Agnes Grey. Muchas de sus obras han sido llevadas a la gran pantalla y pueden ser unas muy buenas opciones para distraerse.

Valoración: 3/5