20.10.11

Larry Crowne, nunca es tarde

Este otoño Tom Hanks vuelve a la pantallas con una nueva obra, en este caso protagonizando junto a Julia Roberts una comedia romántica, la película se titula Larry Crowne, nunca es tarde. La película nos cuenta como Larry Crowne, un líder de primera en una gran compañía, lugar en que trabajaba desde que salió de la marina, hasta que fue despedido, se plantea volver ir a la universidad. Con una hipoteca disparatada, por una vivienda devaluada, y sin saber qué hacer con tantos días libres, Larry decide matricularse en la universidad Comunitaria de East Valley para volver a empezar. En la Universidad Larry se convierte en parte de un pintoresco grupo de estudiantes que se mueven en vespa, todos ellos intentando ganarse un futuro mejor. Pero Larry empieza a sentirse atraído por Mercedes Tainot (Julia Roberts), su profesora, que ha perdido toda la pasión tanto por la enseñanza como por su marido. Mercedes no puede negar que los cambios en Larry son una inspiración (entre ellos empezar a trabajar en una restaurante como cocinero) ni tampoco su creciente atracción por su alumno de mediana edad quien está sufriendo una transformación fascinante. Larry Crowne, un hombre simple que tiene todas las razones del mundo para pensar que su vida se ha estancado, acabará aprendiendo una lección inesperada: cuando crees que todo lo que merece la pena ya ha pasado, es posible que descubras tu verdadera razón de ser. 
En este caso los actores principales Tom Hanks y julia Roberts, no son suficientes para dar vida a esta comedia que busca una risa fácil, junto con una historia de amor, que podría dar mucho más de si, si la historia estuviera enfocada al drama y no a la comedia romántica. El tema principal en que se basa la historia del film, un hombre de mediana edad que de repente se encuentra en el paro, creo que sería mucho más interesante y tendría mucho más juego, a nivel de actores y de historia, si fuera un drama, pues la historia que se nos presenta en este film (con esta visión de comedia romántica), no cumple las expectativas que se pueden espera de dos grandes actores como lo son Tom Hanks y Julia Roberts. 
Esta película es perfecta para ir con niños, pues es una comedia tan simple que realmente todas las edades pueden entenderla y verla sin problemas. Es un film que encaja perfectamente en una tarde tranquila pues es una película más bien plana que no aporta nada excitante, interesante o elaborado al espectador. Recomiendo este film a todas aquellas personas que les guste en especial los dos actores principales, pues no dejan de ser buenos en su trabajo, pero aviso que este film se ha de ir a ver sin ninguna pretensión de que te cuenten algo interesante, más bien es un film para simplemente ver y pasar la tarde. Si este era el objetivo lo consigue, pero si la finalidad de la película era captar la atención de los espectadores recurriendo a una historia de amor entre dos personajes maduros, con dificultades en su vida cotidiana, y dar un mensaje de que todo puede pasar y donde hay algo malo, se puede encontrar algo bueno, no lo consigue, pues antes de entender este mensaje, estas mirando la hora para saber cuánto rato queda para que acabe el film.

Valoración: 2,5/5