1.2.12

Clásicos Disney #27: Oliver y su pandilla (George Scribner, 1988)

En 1988 se estrenó el film titulado Oliver y su pandilla, un film protagonizado por animales que viven en la gran ciudad (Nueva York) y que se buscan la vida como pueden. El film se centra en un gatito llamado Oliver, que al ser abandonado en la calle cunado era solo un cachorro, hace amistad con una pandilla de perros “ladrones”, que cuidaran de él, pero pronto Oliver será adoptado por una niña rica llamada jenny, que lo cuidara con amor y ternura. Oliver decide quedarse a vivir con la niña, pero aunque ya no esté con su pandilla de amigos, estos le ayudaran a rescatar a la niña de las manos de unos secuestradores, demostrando si, que siguen siendo amigos. 
El film recuerda bastante la historia de Oliver Twist de Charles Dickens, aunque en este caso los protagonistas son amínales y no personas, y al igual que en el libro, el film tiene un final feliz. El film esta lleno de aventuras y canciones, lo que hace que el film sea ameno y divertido. La película mantiene el mismo estilo de “peligros” de otras películas Disney, como La dama y el Vagabundo, o 101 Dálmatas, donde los animales sufren persecuciones, atropellos y otros peligros, de los que salen siempre airoso. 
El film es perfecto para ver en familia, pues para los padres, decir que no es muy larga, tan solo dura 1 hora y 10 minutos, y para los niños, decir que las aventuras y las canciones hacen de la película una buena opción para un sábado o domingo por la tarde. Pero también aviso, para los niños a los que les gustan mucho los animales, y que sufren al ver a un gato abandonado, a un perro perseguido, y cosas por el estilo, avisar que en este film, esas situaciones son constantes, por lo que no la recomiendo a esos niños que les da demasiada pena ver a un gatito de dibujo pasar frio en una noche de tormenta. También aviso a los padres que no me extrañaría que el niño que vea la película , tenga ganas de recoger a todos los animales abandonados que vea por la calle, pues la verdad es que el film consigue trasmitir lo necesario que es tener una familia, tanto para las personas como para los animales. 
También recomiendo ver esta película a los amantes de las películas de dibujos, donde se nota el trazo, el movimiento y la dificultad que conlleva crear una escena musical con personajes de cuatro patas, pues no debemos olvidar que se trata de una película de los años 80, estilo que se ve reflejado en los personajes.

Valoración: 3/5