1.5.12

Los Vengadores. El broche de oro perfecto para el primer ciclo Marvel

Por fin han llegado. Desde que en 2008 se estrenara Iron Man, en la que aparecían por primera vez Nick Fury y el Agente Coulson, estaba claro que tarde o temprano llegaría el momento de reunir a los Vengadores. Después de Iron Man, Iron Man 2, El increíble Hulk, ThorCapitán América -estas dos últimas realizadas claramente enfocadas a la creación del presente film- Marvel Studios nos presenta la que tal vez es su mayor película. 
Loki ha vuelto, mientras Fury y sus colaboradores están trabajando en un extraño cubo d’energía ilimitada, el villano de Asgard ha conseguido regresar a la Tierra para someterla tras una guerra. Entonces el líder de S.H.I.E.L.D. decide recurrir a la iniciativa Vengadores, olvidada durante años, para encontrar a Loki y sus secuaces que se han hecho con el cubo. Tony Stark, Steve Rogers, Bruce Banner, Natasha Romanoff y Clint Barton, más conocidos como Iron Man, Capitán América, Hulk, Viuda Negra y Ojo de Halcón, se reúnen para hallar a su enemigo. Pero cuando lo atrapan en Alemania, un hombre caído del cielo llega a la Tierra, el asgardiano Thor ha regresado para hacerse con su hermano. Después de un ataque sorpresa a la base móvil de S.H.I.E.L.D., los este grupo de héroes, que hasta ese momento han luchado solos, deciden unirse para enfrentarse a un rival muy poderoso procedente de otro planeta, y si no consiguen salvar la Tierra, la vengarán. 
Para los seguidores de los cómics y de las películas inspiradas en estos, Los Vengadores es una primera culminación -ya que se ha previsto una segunda parte para 2017- a toda una serie de películas que nos han presentado a los héroes más importantes de la factoría Marvel. Y el resultado no decepciona.
Joss Whedon, responsable de Buffy Cazavampiros y Firefly, se encarga de su proyecto más ambicioso, ya que bajo sus órdenes se encuentra todo un grupo de estrellas hollywoodienses de importancia internacional. En un reparto de ensueño se reúnen a astros del séptimo arte como Robert Downey Jr., Chris Evans, Chris Hemsworth, Scarlett Johansson, Mark Ruffalo, Jeremy Renner, Tom Hiddleston, Samuel L. Jackson o Gwyneth Paltrow, y todos aportan su granito de arena para crear un film casi perfecto. A pesar de la fama que poseen todos, cada uno de ellos, como si de sus personajes se tratará, han aceptado formar parte de una película coral, sin dejar de tener su importancia en el film. Cada uno ha sabido explotar la faceta de su héroe que más éxito ha tenido. Downey avasalla con su humor cínico y punzante, al igual que Ruffalo-Hulk, que nos sorprende con magníficas salidas, mientras que Hemsworth, a pesar de no ser más que un caballero, es un excelente personaje bandeja para que los otros dos se luzcan. Por su parte la faceta más heroica del film se la lleva Evans, que sufre de anacronismo, pero sigue sien el héroe original por antonomasia. Sin duda, la mezcla es explosiva y extraordinaria. 
Una de las cosas que más se agradece de este film es la espectacularidad, ya que a pesar de tener que seguir a seis súper héroes, cuatro de los cuales son de vital importancia, en ningún momento se deja de lado a ninguno. Cuando no es Iron Man, es el Capitán América o Thor, sin hablar de Hulk, que sorprende a todos. En esta ocasión el personaje digital, que ha vivido una auténtica evolución desde que en 2003 reapareciera, el héroe verde no es tan solo un máquina de destrucción, sino que además se le atribuye una faceta humana, con guiños cómicos y sentimentales, que hacen de este, la mejor versión. 
Durante las más de dos horas que dura la película en ningún momento decae el ritmo, siempre estamos pendiente de la pantalla. Acción, humor y detalles frikis se mezlcan para crear una aventura que sin duda nos deja pegados a la butaca durante toda la cinta, hasta el final de los créditos donde, como ya es costumbre, se nos desvela algo muy importante para las próximas entregas. Preparaos para reír, sufrir y divertirse, porque esta película lo tiene todo.

Valoración: 6/5