2.8.12

¡Piratas! Vaya panda de maleantes

Los creadores de Wallace & Gromit y Chicken Run: Evasión en la granja, Aardman Studios, han vuelto con su peculiar estilo de hacer películas, creado por Nick Park, para presentarnos la más rocambolesca y divertida película de piratas en mucho tiempo.
El Pirata Capitán es un pobre capitán de un barco pirata (valga la redundancia) que aspira a obtener el premio de Pirata del Año, pero será difícil conseguirlo ya que la mala suerte lo persigue, cuando se propone ganar un gran botín aborda barcos en quarentena, expediciones escolares, barcos fantasmas, etc. Pero un día, por casualidad, él y su tripulación, formada por un pirata escayolado, un albino, un pirata de curvas sensuales (evidentemente es una mujer), y un hombre que tiene dos patas de palo, dos garfios y una nariz de corcho, abordan el Beagle, el barco de Charles Darwin, donde este descubre algo maravilloso, aún existe un dodo, un animal extinto des del siglo XVII, encima del hombro del Pirata Capitán, que lo ha tomado siempre por su loro Polly. Darwin le promete grandes riquezas si este animal es presentado a la Sociedad Científica de Londres, algo que hace que el Pirata Capitán no dude en ir en busca de estas riquezas, a pesar de que en Londres vive, la Reina Victoria, cuyo lema familiar es "Odio a los piratas". Todo ello para convertirse en el Pirata del Año.
A pesar de que el film és de animación y claramente enfocado a que los más pequeños (pero también los grandes) se lo pasen bien, debemos aclarar ciertas cosas para evitar confusiones. La película está ambientada (como tan bien nos indican) en 1837, pero en esa época la piratería, o la visión romántica que se nos muestra, hace cien año que ha desaparecido. Por otro lado, por casualidad 1837 es el año de coronación de la Reina Victoria, por lo tanto es un poco difícil que la Victoria acabada de coronar sea la gran Reina Victoria que se nos presenta.
A pesar de ello, el film es de una factura increíble, no tiene ningún momento de bajón argumental, y los personajes, a pesar de que casi ni se nos presentan, nos caen bien y nos divierten desde el minuto uno. Además ciertos giros argumentales son más que sorprendentes, y realmente interesantes, y hacen de esta película un verdadero modo de pasárselo bien.
El reparto de voces, en versión original, es impresionante, el Pirata Capitán es interpretado por Hugh Grant, pero este no está solo sino que a su lado encontramos a Martin Freeman, Imelda Staunton, David Tennant, Salma Hayek, Brian Blessed o Brendan Gleeson.
En definitiva, ¡Piratas! es lo que muchos esperábamos, una película que además de girar entorno a los piratas, también se riera de estos personajes tan alabados últimamente.

Valoración: 4/5